traductor/Translate

English cv French cartas de amistad German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Un combinado Perfecto



El arroz con leche no es peruano, pero hemos sabido darle un sello particular gracias a la variedad de ingredientes que hemos adicionado en su elaboración. Un postre popular propio de la herencia hispana presente en Perú, a todos gusta por su suavidad y delicado sabor.

En tanto, nuestra mazamorra morada es de origen prehispánico, el nombre de mazamorra se debe a que, en inicios de la conquista, los españoles probaron este potaje y, como no fue de su agrado, expresaron que parecía una “mazamorra”. La mazamorra, era el nombre que le daban a la comida de la gente marginal, o mejor dicho, de los condenados a las galeras.

La Mazamorra Morada es un postre tradicional del Perú, hecho a base de maíz morado. Este postre es preparado especialmente en octubre, mes morado, durante las celebraciones del mes del Señor de los Milagros.

El arroz con leche es un postre típico de la gastronomía de múltiples países hecho cociendo lentamente arroz en leche con azúcar. Se come frío o caliente. Se le suele echar canela, vainilla o cáscara de limón para aromatizarlo.

Hoy la mazamorra morada se ha convertido en uno de los postres más representativos y deliciosos de nuestra cultura culinaria.

La porción de mazamorra morada acompañada de arroz con leche, servidos en partes iguales en un mismo recipiente, es conocida como clásico en alusión al clásico del fútbol peruano entre los clubes Alianza Lima y Universitario de Deportes, cuyos colores de camiseta hacen recordar a ambos postres.

Mazamorra Morada

Ingredientes:

1/2 kilo de maìz morado
1 kilo de azùcar
10 cucharadas de harina de chuño (maicena o harina de camote)
2 limones
1 manzana
1 membrillo
1 perito
1 piña
2 melocotones o duraznos
1/2 taza de guindones
1/2 taza de guesillo (durazno seco)
1/2 taza de guinditas (opcional)
6 orejones
canela entera, canela molida y clavitos de olor

Preparación:

En una olla se pone a cocer el maìz morado, previamente lavado y en parte desgranado, cuando estè bien cocido se cuela el lìquido con una coladera fina y luego se le agrega màs agua hasta que complete los tres litros. Luego se vuelve a colar y se pone el lìquido al fuego. Agregue el azùcar, el clavo de olor, la canela entera (uno o dos ramitos), la piña, los membrillos, los peros, los melocotones, los orejones picados en trocitos; las guinditas, los huesillos, y guindones bien lavados. Dejar cocer bien y luego añadir el chuño diluido en un poquito de agua frìa o maicena o si es mejor harina de camote. Una vez que està a punto vertir el jugo de los limones y dejar que hierva nuevamente sin dejar de mover, es facil reconocer cuando el dulce està a punto ya que en ese momento permite ver el fondo de la olla cuando se le està moviendo.

Se espera que este delicioso postre se enfrìe, se vacìa en dulceras y se sirve espolvoreado con canela molida. La verdad es muy rico.
Una opciòn si no se tiene la fruta seca, igual se puede preparar obviando lògicamente la fruta seca, y en ese caso la manzana y el membrillo van picaditos, tambièn queda muy sabroso.

Consejos:
Al momento de echar el harina de chuño, o maicena o harina de camote, no debe de dejarse de mover por que pueden formarse grumos.

Arroz con leche

Ingredientes:

200 gr. de arroz
4 tazas agua
1 lata de leche condensada
100 gr. azúcar blanca
1 palito de canela entero
1 lata de leche evaporada
4 unidades de clavo de olor
2 yemas de huevo
10 gr. de canela molida
20 gr. de pasas
20 gr. coco rallado
5 gr. de mantequilla

Preparación:
Cocina el arroz en el agua con la canela y los clavos de olor. Cuando hierva y el agua se haya consumido reduciéndose al nivel del arroz, cocina hasta que empiece a reventar. Retira la canela y el clavo de la olla, baja el fuego y agrega la leche condensada, la leche evaporada y el azúcar, y mueve hasta que tenga consistencia. Casi al final adiciona el coco rallado y las pasas. Retira del fuego.

Bate dos yemas y tempéralas con un poco de la leche del arroz caliente. Agrégalas en punto de hilo, batiendo rápidamente para evitar que se corten las yemas. Al final agrega la mantequilla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Buscar este blog